No sin mis antenas

Quisiera felicitar a nuestro colega Joerg (DF9LJ) que acaba de ganar una larga disputa que le obligó a retirar sus antenas y ahora un tribunal superior le da la razón para que las vuelva a colocar como quiera, y sin posibilidad de recurso por la parte discordante.
Mástil de 18 metros y 120 m2 de superficie. Antes que muchos a su alrededor DF9LJ ya habitaba, y lo sigue haciendo, en una zona residencial, pero a sus vecinos no les gustaba tanto ‘mamotreto’ a la vista. Las normas municipales que llegaron después de la primera instalación no han impedido que Joerg siga disfrutando ahora de su afición, que es la nuestra. Espero que la vecindad no tenga que acudir nunca a los servicios que puede prestar ese radioaficionado díscolo que tienen en la comunidad.
Por ello, enhorabuena.

Joerg, DF9LJ

Joerg, DF9LJ

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *